Reparaciones de Suspensión

Las reparaciones de los componentes de la suspensión son necesarias para mantener el auto alineado, proteger los componentes y mejorar la eficiencia en el manejo, evita que los golpes o las vibraciones de la carretera sean trasmitidos al chasis y generen daños al vehículo.

Para seguir teniendo carro para rato debemos verificar que la suspensión siga trabajando de forma correcta para garantizar tanto la duración del vehículo como la seguridad de sus pasajeros. A continuación, algunos síntomas que revelan posibles daños y una completa guía sobre el diagnóstico y mantenimiento de estos elementos vitales de la conducción.

Síntomas:

1. El ruido. Si al rodar el vehículo se escucha un crujido o chillido.

2. La dirección no responde sutilmente con obediencia al conductor. Si percibimos al conducir que el vehículo se dirige hacia un costado sin estar moviendo el volante, o si al conducir da sensación de navegación, es decir, el vehículo se cruza hacia un lado y luego hacia el otro sin mover el volante, son fallas en las rotulas o terminales que requieren de cambio inmediato.

3. Si el timón gira solo para alguna dirección mientras el carro avanza también es señal de que hay daños internos.

4. También se debe revisar el estado de los amortiguadores, las tijeras con sus bujes y las llantas, las cuales deben estar en óptimas condiciones sobre todo en temporada de invierno cuando las vías están húmedas y se vuelven algo resbaladizas.

CONTÁCTANOS

Y conoce más de nuestros servicio